Gracias a Dios;  Gracias a Ti;  Poesía;  Poema;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;  Viento;  Fuego;  Tierra;  Aire;

 

 

¡Gracias a Dios!…mas bien, ¡Gracias a Ti!

Padre adorado, eres bueno y gentil

Me has consentido desde que yo nací

Como la brisa, eres leve y sutil

 

 

Tú como el viento, a veces eres suave…

mas otras veces soplas toda Tu ira

Como huracán puedes hundir la nave

o infundir vida a aquél que ya delira

 

Tú como el fuego…alumbras en la noche…

mas otras veces, destruyes a Tu paso…

Das Tu calor y brillas como un broche

y alejas Tú el miedo y el fracaso

 

Tú como el agua, riegas constantemente…

mas otras veces, inundas con Tu fuerza

Fluyes sin pausa, siguiendo la corriente

y rompes diques de quien dominio ejerza

 

Como la tierra, fértil y floreciente

eres fecundo…recibes la semilla…

mas otras veces, solo observas silente

volver a polvo a quien en vida humilla

 

Eres eterno, digno, puro y honesto

Pleno de gracia y de sabiduría

Creador del mundo, siempre has estado presto

a acariciarnos con bella poesía

 

Tu autoridad sobrepasa los mares,

mil universos, y todos los planetas

Tú nos defiendes de males y avatares

y nos proteges de las viles saetas

 

Tu Santo Espíritu es nuestro consejero

Lleno de Paz y siempre en armonía

Él día tras día nos guía por el estero

y nos cobija en cada noche fría

 

Tu Hijo bendito, que a Tu diestra se encuentra…

Hijo unigénito, perfecto y bienamado

Amor eterno en Su Ser se concentra

Él es cordero…Inocente y sagrado

 

Tú, tres en uno…uno entres…Trinidad…

Santo es Tu nombre, y Tu gloria infinita…

Toda Tu esencia es amor y verdad

y Tu bondad a adorarte me incita

 

¡Gracias a Dios!…mas bien, ¡Gracias a Ti!

Un nuevo día ha comenzado ya

Yo bendecida dispuesta estoy aquí

para alabarte…y siempre así será

 

Caracas, 6 de noviembre de 2011

4:30 a.m.