Llegando a Singapur, ya estamos más adaptadas al cansancio que produce la diferencia horaria…Es difícil acostumbrarse porque son 12 horas de diferencia…Más complicado aún es tratar de no despertar a quienes en el otro lado del mundo están durmiendo plácidamente, cuando en algunos momentos se nos olvida que aunque aquí es de día, allá es de madrugada…Cuesta dormir de noche, porque para el cuerpo, cuando es de noche, aún es de día…y cuando es de día, debería ser de noche.

Singapur es otra ciudad vibrante, con un centro financiero impresionante y unos rascacielos impactantes.  Los edificios son muy modernos y los hoteles 5 estrellas y hasta 6 estrellas son uno más bello que el otro.

Singapur;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;

Singapur;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;

Singapur;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;

 

Tratamos de hacer lo más que pudimos en un solo día, ya que el resto para mí iba a ser principalmente de trabajo.

Singapur con Kelly;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;  Singapore;

 

 

Recorrimos la ciudad con los autobuses Hop-off Hop-On.  Valió la pena porque pudimos ver los puntos interesantes en muy poco tiempo.  Hicimos las 2 rutas.  Hicimos el crucero por el río tanto de día como de noche y valió la pena hacerlo porque la experiencia es totalmente distinta.  Paseamos por el  Clark  Quay.  Disfrutamos del atardecer…Comimos comida típica y conocimos a dos guías turísticas excelentes.  Ambas tienen gran energía y mucha pasión por su trabajo.  La primera era joven, atenta y simpática.  La segunda, un personaje digno de conocerse, se llama Kelly.  Tiene 70 años y tenía más energía que muchos de los que estábamos allá.

 

 

Aquí los colores también son brillantes.  Tanto en Little India como en China Town se encuentran colores brillantes y llamativos.

Garlands;  Colores brillantes;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;

Garlands;  Colores brillantes;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;

Garlands;  Colores brillantes;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;

 

Masajes

Los masajes aquí en Singapur también son maravillosos…los dedos de los masajistas parecen reconocer las tensiones…con fuerza y precisión se dedican a relajar las áreas donde se concentra esa tensión…es como si liberaran dolores atrapados…una vez liberados, ellos finalmente pueden salir y nosotros podemos dejarlos atrás.  Tal cual como un masaje nos puede ayudar físicamente, nuestro acercamiento a Dios nos ayuda espiritualmente.  Su palabra es como un bálsamo…como un masaje lleno de amor y precisión a nuestro espíritu.  Nos proporciona justo lo que nos hace falta, llenando todos los vacíos.

Dones del Espíritu

Disfrutando con mi obra; Singapur;  Singapore; Octubre 2013;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;Pintando;  Don Antonio Ortúzar; Disfrutando con mi obra; Singapur;  Singapore; Octubre 2013;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros;No hay duda que el Espíritu de Dios reparte los dones…y que todos hemos sido bendecidos con algún don.  Aunque me siento extremadamente bendecida y agradecida por todos los dones que he recibido, tengo que reconocer que el arte de pintar no fue uno de los dones que me correspondieron…Sin embargo, incluso sin tener ese talento, no puedo expresar en palabras cuánto disfruté coloreando con acuarela una orquídea estampada.  Me sentía como una niña, coloreando un dibujo y maravillándome de la diferencia que puede haber entre un dibujo en blanco y negro y un dibujo coloreado.  Es bello saber que uno puede pintar con cualquier color.  Hubiera podido pintar las hojas de azul si hubiera querido….no obstante, a veces nos cuesta salirnos de los esquemas que hemos visto y aprendido…en mi caso, y en la mayoría, si no en todos los casos de quienes pintaron conmigo, las hojas fueron verdes…
Es bello dejar que nuestra creatividad fluya y pueda expresarse sin limitaciones.  Me encantó pintar junto a Don Antonio Ortúzar, quien ademas me comentó que él tiene clases de pintura una vez a la semana…qué maravilla!!!  No hay edad para el arte, para el aprendizaje ni para la creatividad…Mientras nuestro espíritu sea joven, nosotros nos mantendremos jóvenes!!

Globalización

Nuevamente vuelvo a sentir que me gustaría poder ver algo auténtico…todo es increíble…pero parece un poco artificial…Gigantescos rascacielos, docenas de barcos esperando para entrar al puerto…

 

Infinity Pool,    Singapur, Octubre 2013;  Singapore;

Infinity Pool, Singapur, Octubre 2013; Singapore;

 

Singapur;  Espíritu en Movimiento;  Maritza Mészáros; Singapore;

 

 

 

 

 

 

 

 

Una piscina cuyas aguas parecen caer desde un piso 57 confundiéndose con el horizonte (Infinity Pool)…parques de atracciones…tiendas con las mismas marcas conocidas en cualquier otro país gracias a la propaganda…Me pregunto nuevamente cómo será salir del sector donde me encuentro e ir a la «verdadera realidad»…¿cómo vive la gente aquí?. ¿Será que realmente todos tienen acceso a estos lujos y excentricidades?. ¿Cómo entenderemos que aunque nos rodeemos de las cosas mas bellas, lo material jamas nos podrá llenar?.  ¿Cómo lograremos conmovernos por el dolor ajeno y hacer algo al respecto?.  ¿Cómo les daremos alas a los oprimidos para que sus espíritus puedan volar por encima de todos los obstáculos, de todas las telarañas y de todas las redes?.  Con todas estas preguntas, me despido de Singapur, habiendo disfrutado y aprendido.